Elimina la necesidad de lubricación y mantenimiento del acople.

Se puede inspeccionar sin desmontar.

Fácil de evaluar la desalineación del equipo.

Torsionalmente rígido sin ningún retroceso.

Sin piezas de desgaste

Resistencia a ambientes hostiles.